¿El Universo es consciente?

Universo Consciente
La historia de la Ciencia, en particular las ciencias físicas, como la Física y la Astrofísica, pueden ser consideradas como la comprensión gradual de que existe una coherencia a gran escala en el Universo. Al hablar de coherencia a gran escala, me estoy refiriendo a que algunas de las leyes físicas se manifiestan a escalas tan dispares como el átomo y la galaxia, e incluso el Universo, entendido como un todo. En cierto sentido, el Universo habla un lenguaje y los científicos somos sus intérpretes, traduciéndolo en términos que los humanos podemos comprender. Sin embargo, ahí nos encontramos con un gran obstáculo: el lenguaje. Cuando intentamos describir con palabras una Realidad que tenemos delante, seguro que nos quedamos cortos, muy cortos.

Las palabras no son sino etiquetas. Nuestra mente funciona con ciertas reglas preestablecidas y no podemos ir más allá. Y nuestro lenguaje limita mucho más la Realidad. Por ejemplo, los físicos basamos muchas de nuestras teorías en la Ley de conservación de la energía. La energía siempre se transforma pero nunca se crea o se destruye. Lo mismo podemos decir de la Fuerza Eléctrica.

La conservación de la carga eléctrica establece que la cantidad total de carga eléctrica es la misma antes y después de que interactúen partículas subatómicas como protones y electrones: podrán cambiar las partículas durante las interacciones, pero lo que no cambia será la cantidad total de carga eléctrica. Los fenómenos eléctricos observados a nivel planetario, estelar, galáctico e intergaláctico, descritos y explicados por la Física del Plasma, se pueden reproducir perfectamente, escalados, en el laboratorio.

La escalabilidad es algo importante que no podemos obviar si queremos adentrarnos en la búsqueda de unaPensamiento y mente comprensión racional de nuestro Universo. Es una aplicación directa de uno de los principios o leyes fundamentales que conocemos desde hace miles de años, el principio de Correspondencia: “Como es Arriba es Abajo”. Hay que saber comprenderlo y sus implicaciones son trascendentales. La escalabilidad de la fuerza eléctrica es un ejemplo vivo del Principio de Correspondencia, sin embargo la fuerza gravitatoria no muestra tal escalabilidad.

La coherencia de la que hablo, ¿es un accidente o es el producto de algo profundo, quizás algún tipo de proto-Consciencia que inunda y traspasa el Universo y le da sentido? Esta es la pregunta que muchos físicos, científicos cognitivos y filósofos se han estado preguntando en los últimos años, liderando el despertar de una especie de pansiquisimo.

El pansiquismo es una antigua creencia que ha sido esencial en muchas religiones, desde la omnisciencia y la omnipresencia del Dios del Antiguo Testamento hasta el Brahman del Hinduismo, “la simple Unidad detrás de la diversidad en todo lo que existe en el Universo” (según consta en la “Enciclopedia Ilustrada del Hinduismo”). En resumen, el pansiquismo establece que la mente (Psique) está en todas partes (Pan). El científico cognitivo Christof Koch escribió una conmovedora defensa del pansiquismo como una posible explicación para la experiencia subjetiva.

La posibilidad de un Universo consciente parece desafiar a nuestro mundo materialista profundamente establecido, mediante el cual todo lo que existe se debe a partículas materiales y sus interacciones mutuas. Se trata del muy exitoso punto de vista reduccionista de la Física. Los filósofos tales como Thomas Nagel y David Chalmers han criticado esa posición tan estricta, empezando con las dificultades que tenemos al intentar comprender nuestra experiencia subjetiva de la realidad desde la aproximación mecanicista de que “todo se trata de neuronas y sinapsis”.

¿Es consciente el Universo?En su libro “Mente y Cosmos: Por qué la concepción materialista neo-Darwiniana de la Naturaleza es casi falsa”, Nagel sugiere que las leyes de la física no son suficientes. Argumenta que existe una especie de “naturalismo teológico”, algo que subyace en el Universo y que la aproximación reduccionista habitual no puede capturar. Esencialmente, Nagel defiende que las leyes de la física no pueden ser un mero accidente, dado que se aplican tanto a las partículas como a las estrellas, a las personas y a las mentes. No es lo que necesitamos para mirar más allá del mundo natural y Nagel cree que realmente necesitamos observar más allá de las leyes físicas, tal como puntualizó Sean Carroll cuando se publicó el libro de Nagel en 2013.

Pero ¿cómo podría probarse esta idea nada ortodoxa? Recientemente, Gregory Matloff, físico del New York City College of Technology, publicó un trabajo en el que hablaba de una posible prueba empírica. Argumentaba que las estrellas frías, como el Sol, giran en nuestra galaxia en una especie de veloz movimiento volitivo propulsado por interacciones entre sus partículas y las fluctuaciones de la energía del vacío que inunda el Universo. Este movimiento, sugiere, podría explicar los efectos que en la actualidad los astrofísicos atribuyen a la materia oscura, un hipotético tipo de materia que solamente interactúa con la materia ordinaria (como nuestros planetas) a través de la fuerza gravitatoria.

A los partidarios del pansiquismo también les gusta invocar a los extraños efectos de la física cuántica. El más llamativo es el denominado “entrelazamiento cuántico” o “no localidad”, al que Einstein se refirió como “espeluznante acción a distancia,” donde una partícula parece “conocer” lo que otra partícula está haciendo incluso separadas por enormes distancias. Experimentos actuales han confirmado el entrelazamiento cuántico de manera convincente, estableciendo que tales correlaciones ocurren a una velocidad mayor que la de la luz (como nuestra mente racional no puede manejar otros conceptos, recurre al de “velocidad”). Yo afirmaría que “ocurren de manera instantánea, o mejor, simultánea”. ¿No podríamos explicarlo si asumimos que más allá de nuestros conceptos mentales de espacio y tiempo existe un “todo”, un “continuo”, y que el entrelazamiento no es sino una manifestación de ello? ¿O es quizás la manifestación de una “Consciencia cósmica”?

Consciencia Cósmica

Aunque todavía conocemos muy poco sobre el efecto de “entrelazamiento cuántico”, es muy difícil creer que tiene algo que ver con una mente cósmica. Hasta donde sabemos, estos efectos no dan explicación a cualquier cosa, pero sí satisface la bien conocida ley de conservación de la rotación total (spin) en un par de partículas. Podríamos decir incluso que el “entrelazamiento cuántico” es la manera en que la Naturaleza preserva tales leyes de conservación al nivel de partículas elementales, más que verla como un signo de cierta voluntad a un profundo y desconocido nivel. Ciertamente, podríamos retar a un defensor del pansiquismo para que explicase cómo el “entrelazamiento cuántico” actuaría de “mensajero” de un tipo de propósito cósmico o, incluso, que propusiera una manera o mecanismo para probarlo.

Hay algo fascinante: la consciencia es lo que hace que el universo exista. Simplemente piensa que antes de que los humanos existiéramos, y descontando otras criaturas potencialmente inteligentes ahí afuera, el Universo estaba desarrollándose, las estrellas nacían, morían y la entropía global se incrementaba sin cesar. Pero cuando la materia se reorganizó en nuestro planeta para que surgieran los seres vivos, alcanzó finalmente un nivel de complejidad que permitió la auto-consciencia, la habilidad de ser conscientes de nosotros mismos.

Por intentar verlo a través de un símil, al igual que de un océano pueden saltar minúsculas gotas (océanos enLa Consciencia del Universo miniatura pero que siguen siendo la misma cosa), de una Consciencia cósmica pueden surgir “gotas” de consciencia. Eso seríamos los seres humanos, gotas de Consciencia cósmica materializadas en cuerpos físicos con una mente y unos “sensores” que nos interrelacionan con un mundo físico que somos capaces de percibir.

A pesar de ser físico, creo firmemente que nuestra CIENCIA (astrofísica, física nuclear, química, biología, etc…), tanto teórica como experimental, creerá conocer el Universo, pero sólamente será un “universo” mental. No será sino nuestra interpretación sesgada del verdadero Universo, que tenemos fuera y dentro de nosotros, pero al que no podemos acceder, pues siempre pasará a través del filtro de nuestros sentidos y sobre todo de nuestra Mente, programada con unas reglas del juego predefinidas y comunes a todos nosotros.

Es la CONSCIENCIA la que nos permitirá ir a la esencia más profunda del Universo y la que nos permitirá conocerlo tal cual es, sin filtros. Sería nuestra consciencia sintonizando con la Consciencia de la que procede y a la que pertenece. Esa unión es la única que nos puede dar el Conocimiento sobre el Universo y las Leyes que lo rigen.

Por último, dejo aquí algunas cuestiones y me gustaría que meditases sobre ellas:

  • Imagina que el último ser humano desaparece. A partir de ese momento, ninguna consciencia humana puede ya observar el Universo. ¿Seguirá existiendo el Universo? ¿cómo será el Universo sin una mente que lo interprete y lo limite?
  • Considerando que existen otros seres conscientes en el Universo aparte de nosotros ¿Crees que ellos también lo observan, conocen e interpretan igual que nosotros?
  • ¿Crees que el espacio es infinito? ¿Consideras que nuestra mente racional es capaz de comprenderlo?
  • ¿Crees sinceramente que nuestra mente humana racional será capaz alguna vez de explicar racionalmente qué es el Universo?

[ Inspirado en el artículo: Is The Universe Conscious? ]

Share on Facebook30Share on Google+0Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn0

4 comentarios en “¿El Universo es consciente?

  1. Lejos de la “gravedad”, es decir, en el vacío no se si los fenómenos acontecen de la misma forma, es más, no se si tan siquiera acontecen fenómenos. Creo que la gravedad de la materia influye su que sólo sepamos sobre la misma no más de un 20% de su realidad y su fenomenologia…Fuerte Abrz!!

    • Se ha especulado mucho, y se sigue haciendo, sobre la gravedad. Sobre todo porque nuestra mente humana está ávida por controlarlo todo y encasillarlo todo. Y la “fuerza” de la gravedad no podemos encasillarla ni unificarla con el resto de fuerzas. En lo que respecta al “vacío” creo que no es tal. Lo que pasa es que no vemos ni captamos físicamente nada, por eso lo llamamos vacío. Gracias por tu comentario, Isaac.

  2. Creo que para que exista una Conciencia sea universal o particular debe haber “Informacion” y que sea accecible al todo, e interpretada en el todo, creo que la fisica cuantica considera que en cada punto del universo existe toda la informacion y a esto lo llamo la “Laticce” , tambien esa “conciencia” deberia poder tener acceso a todas las diferentes Dimensiones Universales, ya que nosotros tenemos acceso hasta la 4ta solamente , esta limitacion factica hace imposible cooptar conocimientos del universo mas alla de ella.

    • En mi opinión, la mente es la que es incapaz de comprender íntimamente el Universo. Sólo creerá comprender facetas, hará interpretaciones según nuestra mente humana funciona. Todo mi blog, todos esos estudios científicos son eso, breves acercamientos a la Realidad. La Consciencia es algo grande y poderoso, y no necesita aprender ni recabar información, porque en sí misma forma parte de la Realidad, del Todo.

Deja un comentario